La casa relojera, fundada en Ginebra, Suiza, Frederique Constant, presentó en Baselworld 2017 piezas que tratan de reinventar y reinterpretar la relojería moderna. Mientras otras se mantienen reacias al cambio, Frederique Constant vuelve a apostar por el smartwatch para el mercado de lujo.

Te presentamos algunos de sus lanzamientos.

Horological Smartwatch. Smart, femenino y con mucha clase.

Con look 100% mecánico. Horological Smartwatch es un reloj muy femenino con capacidades “Inteligentes”. Conectado al smarthpone, las agujas del reloj señalan funciones para recibir llamadas, mensajes, rastreo de actividad, monitoreo de sueño, alertas, alarmas, entre muchas otras.

La aplicación que lo hace funcionar puede ser descargada de la App Store de Apple o en Google Play.

E-Strap. La correa inteligente.

Con el fin de no dejar los relojes mecánicos de lado, Frederique Constant diseño una correa con un aditamento Smart en la hebilla de la correa. Este accesorio puede ir con cualquiera de tus relojes análogos, y cuenta con funciones de llamada, mensajes, alertas, alarmas, rastreo, entre varias más.


Classic Worldtimer Manufacture

A pesar de las innovaciones de la marca suiza, la verdadera revelación de su colección sigue siendo mecánica. Classic Worldtimer Manufacture es un trotamundos impactante. Cumple su función de manera perfecta; con sencillos movimientos en la corona puedes cambiar la hora, la fecha y el horario del país. ¿Hay algo más smart que eso?

El diseño en tonalidades ocre es elegante y lo hace lucir imponente. Sin duda, un digno estandarte de la marca y de la relojería con clase.

Flyback Chronograph Manufactura

Seis arduos años de trabajo le tomó a Frederique Constant realizar el primer cronógrafo flyback hecho en casa. Lo mejor de todo es que su precio está en menos de $4000 euros, excelente costo a comparación de otras marcas de su categoría.

Su rostro sigue conservando las características clásicas de Frederique Constant. Este cronógrafo, dress watch, tiene la capacidad de medir intervalos de tiempo sin tener que regresar el tiempo a cero.

Frederique Constant muestra el dominio de su relojería mecánica, pero continúa dando pasos firmes e “inteligentes” mirando a futuro.


Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete