¿Tienes un reloj mecánico o estas pensando en adquirir uno?, aquí te decimos lo principal que debes saber sobre un reloj mecánico.

Reloj mecánico

1 ¿Qué? ¿Cómo? ¿Cuándo?¿Dónde?

En nuestro primer punto tendríamos que contestar el ¿qué?, el reloj mecánico es aquel que funciona sin una batería o movimiento de cuarzo. Su energía proviene de un movimiento, conocido como calibre, es el mecanismo que impulsa las manecillas y alimenta las complicaciones de un reloj, algunas como el calendario, el cronógrafo, taquímetro, cronómetro o zona horaria.

Pero, ¿cómo lo hace? resortes, espirales y engranes se unen para alimentar el movimiento del reloj, utilizando la energía del muelle principal para alimentar al reloj, algunos de los mecanismos de rotor funcionan con la gravitación de la tierra, comprimen el resorte principal durante el movimiento de la muñeca creando energía cinética que alimenta el mecanismo de cuerda automática.

El ¿cuando y dónde? sigue siendo todo un enigma. Cuando se habla sobre la historia del reloj mecánico tenemos que irnos a miles de años atrás, cuando las primeras civilizaciones comenzaron a medir el tiempo, primero estudiando al universo crearon los relojes solares, posteriormente construyeron los relojes de agua y arena.

El control del tiempo siempre ha sido una pasión para el ser humano, claro está, no podemos controlarlo pero si medirlo, observarlo y es así como científicos de la edad media en Europa (siglo XII), innovaron con relojes completamente mecánicos, unieron engranes para crear relojes que eran escuchados y se colocaban en los monasterios, para anunciar las horas de oración, de hecho su nombre en inglés «clock» (campana) está relacionado al sonido que emitían.

2 Es eterno

Uno de los mayores beneficios de tener un reloj mecánico es que puede durarte toda la vida, incluso, se puede convertir en una reliquia que pase de generación en generación en tu familia, claro, durará sólo si tiene la atención y cuidados necesarios.

En la actualidad la industria busca que consumamos cada vez más productos, esto sucede sobre todo con los productos electrónicos, si adquirimos un reloj con la última tecnología sólo bastan algunos meses para que sea obsoleto, se convierten en objetos desechables. En cambio, un reloj mecánico de calidad está creado para perdurar en el tiempo.

3 Las marcas de movimientos

No todas las grandes casas relojeras producen sus propios movimientos, de hecho son pocas las que cuentan con la infraestructura y tecnología necesaria para desarrollarlos. Es por esto que la gran mayoría recurre a empresas que producen movimientos y los integran en sus piezas, de esto también dependerá el precio final del reloj. Las compañías más importantes se encuentran en Suiza y Japón.

Una de las marcas de movimientos más conocida de Suiza es ETA, forma parte del Grupo Swatch desde hace décadas y está presente en la mayoría de sus marcas. Desarrolla movimientos de cuarzo y mecánicos.

Miyota es el movimiento japonés más conocido, también es famoso por ofrecer una excelente relación calidad-precio. El movimiento japonés es más barato que el suizo pero no por esto es menos confiable.

Ahora que ya sabes que un reloj mecánico puede durarte toda la vida,  te recomendamos hacerle sus servicios de mantenimiento en Klokker,  ya que sabemos lo  importante que es para ti, contáctanos si deseas información sobre mantenimiento y reparación: Aquí.

Conoce más sobre la historia de los relojes: Aquí.

Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *